No sé porqué Cookie está tan mala onda últimamente. Yo entiendo que esté bajoneada porque le cortó Tommy pero a mí me cortaron un montón de flacos y siempre me alegré por sus conquistas amorosas. Pero bueno, se ve que no puede lidiar con la felicidad ajena. Se nota que Valeria tiene razón. Lo mismo me pasa con Norberto, en lugar de alegrarse por mí me boicotea todos mis avances amorosos.
Igual le hice caso y me anoté un curso extracurricular. Ah, y estaba Pablo! Creer o reventar pero ese chico parece mi sombra! Se había anotado en el mismo curso que yo pero ni daba así que me metí en la primera aula que encontré. Y sabés qué? Yo siempre supe que los orientales tienen la posta. Querés que el flaco esté a tus pies? Hacete un par de gruyas. Hablando de eso, me voy que tengo que ir a cocinarle algo rico a Marco.